15.9.10

de un poemario fantástico que acabo de leer / poesía en rapidshare

*

Oligopol la serpiente y
Oligopol la ardilla jugaban
a si me tocas te mato

y así se la pasaban
entre cabriolas peligrosas
risas y siseos

Una tarde
comiendo de la misma tarrina
y con el juego aún en curso
la serpiente provocativa
como al descuido la tocó

La ardilla le dijo "te mato"
y por más que buscó el ángulo
no supo ni como empezar la faena

Humillada abandonó la aldea
y tres años después
volvieron a encontrarse

"Te guardé rencor y avellanas
te guardé rencor y avena arrollada"
dijo Oligopol la ardilla "todavía
puedo compartirlo todo"


Eduardo Rezzano, no fábulas. Bahía Blanca (Argentina): Vox, 2010.


[la tesis me tiene presa, me privatiza la cabeza y obsesiona mis cansancios, me enferma etc; pero ya pronto vuelvo a postear un montón de cosas que están en el tintero; y una respuesta a v.c.a, que se la debo]