13.8.07

postales no de madrid

salamanca:
las cenizas de klossowski y un viejo coche famoso dentro de un sarcófago enterrados en el cementerio de arte contemporáneo del pueblo de morille, cosa de ver! Gente también, de la que se aprende, con la que se pasan los días.

barcelona:
una mujer que anuncia el verano y que anuncia un hijo nos lleva a la calle robadors, que es como su propio nombre indica, y a un bosque lateral desde el que observamos la ciudad bella. Dormimos dentro de las extrañas geometrías que dejan los chaflanes en las letras no principales de los viejos edificios. Quiero decir: dormimos en una habitación que era un rombo agudísimo de dos puertas. Vimos el mar.

galicia, cuadrante inferior derecho:
todo es monte, todo es vanidad. No queda ya ningun viejo camino, se los va comiendo la maleza. La gente está vendiendo los animales. Hay un aire findesiècle. ¿Fin de qué? Incluso los hijos descarriados encuentran su lugar entre la fronda. Aquí me tumbé para nadar. Leí un libro sobre

italia 1968-1977:
la revuelta
pero este es ya otro globo que se lanzará en otro momento

2 comentarios:

child in time dijo...

Señorita María Kerouac, saludos de un viajero. Su globo me engloba cuando se inflama con su soflama. Para un arriero errante no hay mejor programa que la lectura de un buen viaje. Observo que no ha parado y me quedo ciego a un lado de la cuneta. Me corroe la envidia. Entendámonos: envidia sana. Asomo el dedo pulgar y espero su estela. Me echo a andar. Si en algún momento nos cruzamos, sobre todo las miradas, espero que sepa reconocer en mi ojo a un cojo antes que a un embustero y me recoja en su maletero. No se preocupe, no tengo prejuicios ni miedo. Tan solo ganas de charlar. Por lo demás continúe usted al volante que yo le seguiré detrás o delante, qué más da.

maría salgado dijo...

qué bueno childintime,¡pues suba!
atrás georgia; delante frisco bay
oh yeah